martes, 2 de enero de 2018

11:11


Te deseo a ti.
Te deseo a ti en mis mañanas y en mis tardes.
Te deseo entre mis brazos, brindándote calor en esos días helados.
Te deseo fusionado a mis labios, entre mareas infinitas, que se chocan constantemente sintiendo la delicia de las olas.
Eres mi deseo más inalcanzable, pero más creíble.
Quiero saborear el gourmet de tu cuerpo y fundirnos como las velas cuando llegan a su final.
Nada en este mundo podrá apagar nuestro fuego candente de pasión, porque son las voces egocéntricas las que fortalecen nuestro amor.
(by Dalaia Jiménez

No hay comentarios.:

Publicar un comentario